¿Quieres una casa más amplia? De nada sirve tener la decoración más bonita o los mejores espacios en nuestro hogar, si se ven congestionados y desordenados. Al ritmo que compramos y consumimos, es fácil caer en la acumulación de objetos a los que después no les damos un lugar adecuado y que terminan por estorbar en nuestro casa y en nuestra rutina. Es importante, por lo tanto, tomarnos un poco de tiempo para descongestionar nuestros espacios, lo que, aunque no lo creas, ¡también nos descongestionará un poco la vida!
Menos es más, tendencia en decoración.
Cada vez son más populares los movimientos y tendencias de decoración llamados minimalistas, los cuales defienden que menos es más, que los lugares se ven más limpios y agradables con menos objetos y que esto incluso trae grandes ventajas para nuestra vida, como menos gasto de dinero (más ahorro), menos estrés, menos que limpiar y organizar, más tiempo libre, más productividad, más responsabilidad ambiental, etc. La congestión y acumulación, por otra parte, son indicadores de apegos y de falta de organización. ¿Qué esperas entonces para empezar a descongestionar y tener una casa más amplia? Viventa te da algunos tips para hacerlo más fácil:
1. Un paso a la vez: no hay que descongestionar la casa entera en un día o invertir todas las vacaciones en este proceso. Se vale comenzar con un cajón el fin de semana, al siguiente puedes organizar tal vez los gabinetes de la cocina o la mesa de la entrada y así sucesivamente. Pronto empezarás a notar que tus espacios se ven más amplios y que tú sientes más liviandad.
2. Poner fechas límite: cierto, no hay que hacerlo todo de una sola vez, pero tampoco lo aplaces indefinidamente, esto solo hará que nunca saques realmente el tiempo para hacerlo y que, en vez de descongestionar, acumules más. Pon fechas límites concretas y realistas. Si se lo comunicas a familiares o amigos, mejor, así tendrás mayor motivación.
3. Pide ayuda: dile a tu familia o personas con las que compartes la casa que te ayuden, por ejemplo, a lo hijos se les puede pedir que saquen de su habitación tres cosas que no usen y todos después deben hacer un esfuerzo por no agregar nuevo desorden a los lugares ya organizados.
4. Reduce compras innecesarias: la publicidad logra hacernos pensar que necesitamos montones de cosas cuando en realidad no es así. Antes de cada compra, pregúntate si en verdad es necesaria o si con el tiempo ese nuevo objeto acabará estorbando en un rincón de tu hogar, sumándose al desorden. Una pista, es mejor invertir en servicios, experiencias o ahorro para el futuro que en objetos.
5. Elige o inventa tu mejor método para descongestionar: hay muchos métodos, evalúa cuál te resulta más efectivo. Te proponemos dos: a) Toma cuatro cajas y márcalas así: “reorganizar”, “vender/donar”, “almacenar” y “botar”. A continuación ve a cada espacio de tu hogar, toma cada objeto en desorden y ubícalo en una de las cajas, después, ya sabes qué hacer con cada una; b) toma una sola caja y recorre la casa poniendo en ella todo el desorden, luego clasifícalo como en el modo anterior.
Una vez descongestionado tu hogar, lo más efectivo y menos agotador para mantener los espacios libres, amplios, limpios y acogedores, es prevenir nuevo desorden, asegurándote de no acumular más, de poner cada cosa en su lugar al momento, en vez de dejarlo para después, y de sacar constantemente todo aquello que ya no necesitas.
Recuerda que a través de Viventa puedes hacer realidad tu sueño de tener una casa más amplia y propia en Colombia e invertir tu dinero en lo que realmente importa: tu futuro y el de tu familia.
Enlaces recomendados: