Luisa Joya, caleña, emprendedora y trabajadora, dejó, junto con su esposo y sus cinco hijos, su ciudad y su país hace cinco años, en busca de una mejor calidad de vida para su familia. En Canadá encontró mejores oportunidades de empleo, pero nunca abandonó la idea de regresar a Colombia, su tierra, donde están su familia, sus amigos y su felicidad. Por esta razón, Luisa comenzó a buscar la manera de comprar una casa en Colombia y hacer desde Canadá, donde tiene mejores ingresos, el esfuerzo para estar un paso más cerca de su sueño de volver al país y asegurar el futuro para su regreso.

Hace un año, mientras ella y su esposo veían televisión latina, vieron un comercial de una empresa llamada Viventa, especializada en ayudar a los colombianos en el exterior a comprar vivienda y acceder a créditos.

Interesada en adquirir un crédito hipotecario para comprar su casa en Colombia, Luisa llamó a los números del comercial y desde ese preciso momento comenzó a recibir asesoría personalizada. Ella describe su proceso como muy exitoso, pues asegura que, “los guiaron en todo momento, les ayudaron a llenar los papeles, les brindaron asistencia y estuvieron pendientes siempre”, por lo que considera que el servicio fue “excelente y muy profesional”.

En Viventa, Luisa encontró la mejor opción para gestionar su crédito hipotecario, ya que al hacer  las cuentas, viajar a Colombia para hacerlo ella misma le salía mucho más costoso y complicado, mientras que de esta manera solo tuvo que conseguir y enviar los documentos y Viventa se encargó del resto. “Nos demoramos más nosotros en conseguir y mandar los papeles que ellos en hacer el proceso”, afirma Luisa, cuyo crédito hipotecario con Bancolombia fue aprobado en aproximadamente tres semanas.

Ahora Luisa y su familia pueden darle rienda suelta a su sueño de regresar algún día a Colombia para estar con sus seres queridos, impulsar la carrera de futbolistas de sus hijos y vivir en la tierra que aman y extrañan.

Luisa le aconseja a otros colombianos residentes en el exterior que deseen comprar vivienda o pedir un crédito hipotecario, que se acerquen a Viventa, por ser “una buena empresa que hace un buen trabajo y de esa manera además ahorran dinero que gastarían en ir a Colombia a hacer las vueltas”.

A ella le pasó, todo comenzó con una llamada y ahora tiene un crédito que logró de manera fácil, ágil y segura. Si quieres ser el próximo, contáctate con Viventa para comenzar tu proceso.