Comprar una casa es, probablemente, la decisión financiera más importante a la que nos enfrentamos a lo largo de nuestra vida, y la falta de experiencia o el desconocimiento pueden llevarnos a cometer algunas fallas que se traducen en pérdida de tiempo o dinero, más si queremos comprar vivienda en Colombia desde el exterior.

Por eso, desde Viventa hoy te invitamos a descubrir los 9 errores más comunes que hemos visto a la hora de comprar vivienda en Colombia desde el exterior, y cómo podemos evitarlos

 

Creer que necesitas todo el dinero de la cuota inicial para comprar:

Son muchas las personas que empiezan a buscar una nueva vivienda o iniciar los trámites de preaprobación para el crédito solo cuando han ahorrado para la cuota inicial. Esto las lleva a perder grandes oportunidades a la hora de encontrar buenas condiciones de financiamiento, mejorar su flujo de caja o conseguir su vivienda soñada, que puede no estar disponible cuando finalmente tengan todo el dinero.

Pero con las diferentes facilidades que ofrece el mercado actual es muy fácil para los colombianos en el exterior financiar hasta el 100% de su vivienda nueva o usada en el país. Esto gracias a los proyectos en pre-construcción que permiten el pago de la cuota inicial hasta en 36 meses, mientras se termina la construcción del inmueble. Luego puedes obtener el crédito para financiar el restante 70-80% de tu vivienda.

  • Si no deseas comprar en pre-venta o tiene más sentido para ti pagar una cuota inicial, solo debes preaprobarte con nosotros y conocer tus mejores opciones de crédito hipotecario. También tienes la opción de comprar en compañía de tu pareja o un familiar y aumentar tu capacidad de pago. 

 

No verificar con quién se está haciendo la compra:

Debido a que en la construcción y venta de vivienda participan financiadores, constructoras, fiducias, abogados, notarías, casas de remesas y oficinas públicas, entre otras entidades, y que hay que estar al tanto de un sinfín de temas, es fácil sentirse abrumado a la hora de comprar vivienda en Colombia desde el exterior.

Obviamente si el interesado vive por fuera del país todo el proceso puede complicarse aún más. Como resultado, son muy comunes los casos de personas que terminan estafadas y perdiendo los ahorros de toda su vida al querer comprar su vivienda.

  • Esta es una de las grandes razones por las que nació un broker como Viventa: ofrecerles a sus clientes la tranquilidad de hacer negocios con instituciones de reputación y experiencia. Así, ya no hay que conocer hasta el último detalle del historial de una constructora o banco, solo hay que conocer la reputación que Viventa ha logrado construir entre la comunidad colombiana en el exterior durante más de 15 años.

 

No conocer tu capacidad de endeudamiento:

Uno de los errores más comunes a la hora de comprar vivienda es no conocer nuestras finanzas personales, lo que nos lleva a asumir deudas que son muy difíciles de sobrellevar a largo plazo.

Por eso es recomendable realizar un presupuesto realista, donde calculemos nuestros ingresos, gastos y ahorros y establezcamos una cifra máxima de la cual no nos podamos pasar. También recuerda que para determinar tu capacidad de endeudamiento se tienen en cuenta variables como tu historial crediticio, así que tenlo preparado.

  • Lo ideal es que nuestras obligaciones financieras (dentro de las cuales estará incluida la hipoteca y otros gastos adicionales relacionados con la vivienda) no superen el 30% de los ingresos mensuales del núcleo familiar. Si no sabes cuál es tu capacidad de deuda o quieres diseñar un plan de ahorro, uno de nuestros asesores te puede ayudar.

 

Pasar por alto los gastos adicionales:

Es importante saber que la compra de vivienda conlleva gastos asociados (además de la hipoteca) que el comprador debe conocer. Entre ellos se encuentran la cuota de separación (si aplica), los gastos notariales, registros, escrituras y comisiones. Además, están los gastos del mantenimiento del inmueble, como administración, impuestos, reparaciones etc.

  • Si deseas comprar un inmueble usado, puede haber otros gastos que no estás teniendo en cuenta. Contáctanos y déjanos explicarte todos los gastos que vienen con la compra de vivienda nueva o usada.

 

No comparar los créditos disponibles:

Cada entidad bancaria maneja distintas tasas de interés, plazos, modalidades, porcentajes de financiación, condiciones y/o requisitos que se ajustan a distintas realidades financieras.

De hecho, estudios han encontrado que comparar entre varias ofertas de crédito nos puede ayudar a ahorrar hasta un 63% en el costo total del préstamo y entre un 3 y 5% en la tasa anual.

  • Al pre-aprobarte con nosotros, podremos determinar tu capacidad de endeudamiento y luego ayudarte a comparar todas las opciones de financiamiento disponibles. Así podrás encontrar las mejores condiciones para tu caso y obtener el mayor ahorro posible.

 

Creer que no tienes derecho a los subsidios del Gobierno:

Como colombiano en el exterior también tienes derecho a los subsidios que brinda el Gobierno para comprar vivienda en Colombia, y al no informarte sobre ellos estarías dejando sobre la mesa un gran ahorro en la compra de tu vivienda en el país.

  • Con los subsidios del gobierno puedes comprar vivienda VIS y NO VIS en cualquier lugar del país, ya sea primera o segunda casa, vivienda ya construida o sobre planos, y puedes reducir hasta un 30% la cuota de tu crédito. Lee nuestra completa guía sobre subsidios o contáctanos y déjanos contarte sobre el ahorro que puedes obtener.

 

No aprovechar las grandes ventajas que ofrece el mercado:

Pocas veces se han presentado las condiciones perfectas para que invertir en Colombia desde el exterior sea tan buen negocio, y para los expertos sería un gran error dejarlas pasar.

  • Los altos precios del sector inmobiliario en USA y España, las bajas tasas de interés para hipotecas en Colombia, la tasa de cambio dólar o euro-peso, las facilidades de financiamiento, los nuevos proyectos de infraestructura que valorizan las zonas urbanas y suburbanas, la reactivación del mercado inmobiliario en Colombia y los excelentes proyectos de vivienda están llevando a más colombianos en el exterior a invertir en el mercado colombiano, con excelentes índices de rentabilidad.

 

No conocer la zona donde vas a hacer la inversión:

Este error te puede hacer perder el dinero de la valorización a mediano y largo plazo. Además de centrarte en comprar una vivienda que cumpla con tus expectativas, siempre es recomendable conocer la ciudad y el sector en el que vas a invertir, los nuevos proyectos urbanos a su alrededor y su perspectiva de crecimiento.

También es necesario tener en cuenta la proximidad a tu trabajo, al colegio de tus hijos y a supermercados, tiendas o entretenimiento. Esto tendrá una gran influencia sobre tus gastos futuros.

  • Por último, investiga bien el conjunto cerrado en el que vas a comprar y la ubicación de tu vivienda en él. A veces la vivienda está cerca al ruido del salón comunal o de la portería, no tiene ascensor o buenas zonas verdes o debes compartir la zona del garaje. Una vivienda en una excelente zona, pero mal ubicada en el conjunto cerrado se puede volver una pesadilla. Uno de nuestros asesores te puede ayudar a elegir la mejor zona y vivienda según tus preferencias.

 

No definir una compra porque no cubre el 100% de las expectativas:

Muchas veces hay una vivienda que reúne el 85% de todo lo que buscas, pero por esperar a la propiedad “perfecta” la dejas pasar. La casa perfecta que reúne todas tus preferencias puede existir, pero usualmente es muy difícil de encontrar o puede ser muy cara.

Es normal sentir indecisión ante la compra de una vivienda, pero llega el momento en que no podemos seguir demorando la decisión. Pensar las cosas está muy bien, pero esperar demasiado por algo que puede o no puede llegar no es aconsejable.

Enlaces recomendados

Se firma la Ley de borrón y cuenta nueva: ¿Te puede beneficiar?

Dólar a 4000: Se abre una oportunidad para los colombianos en el exterior

¿Viajas a Colombia? Tienes que saber esto antes de entrar al país